AMOR ETERNO



Anoche en la tv escuchamos esto:

“Hay que ser consciente de que a los diez años de una relación no estás como el primer día y si intentas mantener eso es imposible, no estás bien, tienes una patología.”

Mi marido y yo, que hace veintidós años que estamos casados, nos miramos....

“Yo te quiero mucho más que el primer día” me dijo él.  Aunque faltaban dos horas para el 14 de febrero fue el mejor regalo.

En realidad ya lo sabía pero viene muy bien que te lo digan. Precisamente estos detalles son parte de lo que podemos hacer para que la primera y desafortunada frase no sea verdad.

Con el tipo de vida que llevamos en que todo cambia tan deprisa muchas personas tienen pánico al pensar en un compromiso para siempre o incluso simplemente en un compromiso. Como si no pudieran saber siquiera cómo van a ser ellos mismos dentro de un tiempo.

Pero en nuestro interior somos los de siempre y de ahí nos llega una profunda exigencia de amor, un amor que aspira a ser eterno.

Si solo miramos desde la superficie, sin abrirnos, nos quedamos en lo temporal, en eso de "esto utilizo ahora y mañana ya veremos". Como el usar y tirar al que nos hemos acostumbrado.

Pero esa primera amistad que va madurando y creciendo requiere de nuestro interior prever que sea definitiva para convertirse en amor.

Ese querer envejecer juntos, esa exigencia de amor, esa generosidad en el compromiso es lo que da estabilidad.

Y no es que no vayan a surgir así los problemas. Sobre todo hoy en día que todos acumulamos cansancio y preocupaciones. Quien pretenda que el amor es estar siempre encantado con la sonrisa puesta está hablando de otra cosa.

Anda que no nos hemos tirado los trastos a la cabeza mi marido y yo. Todos pasamos por malos momentos. Entonces hay que confiar y apostar por una solución que casi siempre pasa por el perdón. Y en esa apuesta ganas.

Ganamos mucho, la satisfacción de una relación consolidada, estable. Hay que lanzarse a amar en una carrera en la que hay que saltar algunos obstáculos.

Los matrimonios que vemos felices quizá se han ganado esa felicidad.

Las cosas no "salen" bien, las "hacemos" bien.




21 comentarios:

Mª Jesús Muñoz dijo...

Fran,sencillamente genial.
El amor es ir juntos salvando obstáculos y aceptando los momentos buenos y los malos...Has tenido el mejor regalo para este día de S.Valentín.
Mi gratitud por compartir y mi abrazo inmenso siempre. Que la Providencia os bendiga y eternicéis vuestro amor.
M.Jesús

Armando dijo...

Y esos obstáculos so sobrepasan, sí sabemos sortearlos.
Lo principal....la entrega, la confianza, el respeto y la complicidad.
¡Qué te voy a decir después secularmente y seis años de matrimonio!... Ja ja ja.
Afectuosos saludos.

Armando dijo...

Quise decir cuarenta y seis años de matrimonio....estos trastos ja ja.

CHARO dijo...

Me ha gustado mucho lo que has escrito y estoy de acuerdo en todo.Yo también creo en el amor eterno y para lograrlo hay que poner empeño y desearlo.Este año cumpliremos 20 años de casados y el cariño ha crecido y eso lo hemos conseguido entre los dos.Besicos

Mari-Pi-R dijo...

Hay que cuidar la vela para que no se apague y no es fácil siempre, ya que es labor de dos.
Un abrazo.

PEPE LASALA dijo...

Pues estoy totalmente de acuerdo Fran. Mi mujer y yo también llevamos nuestros añitos, y qué quieres que te diga, pues que se está muy bien porque nos queremos mucho, y disfrutamos mucho junto. Tu entrada me gusta mucho. Un fuerte abrazo y feliz fin de semana.

releante dijo...

Estoy de acuerdo en una cosa que escuchaste en la tele, el amor después de diez años debe ser distinto que el primer día, debe ser mayor, porque hay vida en esos 10 años, han pasado cosas, han venido hijos, o no, por lo que debe aumentar el amor. Así que enhorabuena por esos 22 añitos, y que vengan muchos más. Un abrazo

LOBEZNA dijo...

Menuda frase más bonita te dijo, así cualquiera pasa un buen San Valentín. Me alegro mucho por los dos.Un abrazo.

Portal De Mis Desvelos dijo...

Esta publicacion esta hermosa!!! Gracias por compartir tan linda experiencia de amor. Un verdadero gusto leerte. Bendiciones

Capuchino de Silos dijo...

Me agrada poder entrar en tu blog. Hay quien me ha cerrado sus puertas.
Qué razón tienes en lo que dices.
Nosotros, este año si Dios quiere, hacemos la friolera de 43 años.
Mi marido es todo un ejemplo de amor que me enseña cada día los secretos para que le de lo mejor de mí. Hice en mi blog un pequeño perfíl:
" El hombre que cualquier mujer quiere tener" Es maravilloso y lo maré por siempre con la ayuda del cielo.El día de los enamorados es hoy, es cada día.

Un abrazo

Capuchino de Silos dijo...

Hija, se me ha ido la "a" de A-MARÉ. Súmasela, porfa.

Ramón en http://nocheoscuradelalma.wordpress.com/ dijo...

que bonito post, ohhhh!!!!

ANGELO ST dijo...

Yo es que a veces alucino con lo que te suelta la gente. Cuando son ellos los que se salen de lo que debería ser normal, nos llaman prácticamente tontos. Si protestas te llaman intolerante, o sea que el raro siempre es el que hace lo que debería alegrar, que en resumen sería que el amor triunfe. Una vez me llamaron atrasado porque hoy en día tener más de dos hijos era de atrasados. Y se quedó tan pancho....Yo tengo claro quien necesita unas cuantas visitas al psicoanalista...
Un abrazo

Josefa dijo...

Muy acertado tu escrito. En mi caso son 48 años de convivecia.
En los que ha habido de todo.
Lo mismo él que yo hemos procurado
siempre superar lo incomodo.
Los matrimonios jovenes de hoy no aguantan y es una pena.
Un abrazo con todo cariño.

Fran dijo...

Capuchino yo estoy más que encantada de tenerte aquí.
Enhorabuena por esos 43 años de felicidad.

Fran dijo...

Angelo, con razón llaman a la tv la caja tonta.

xtobefree dijo...

Buenos días Fran. A veces la TV nos sorprende y entonces, con tan buena tierra, brota una reflexión serena entre tanto impaciente divorciado.Un abrazo.

Marian dijo...

Fran , que testimonio tan bello, me encanta que lo hayas compartido. El amor lo es todo, en todo los niveles. Yo lo he vivido en mis padres...¡Que lecciones de amor!Mi padre le decía mi a mi madre,mi reina...
Murió mi madre, y el se fue con ella a los cuatro meses...no podían vivir separados.Hay que rezar mucho por los matrimonios.¡Gracias amiga!
Un abrazo fuerte.

Sonia Aguiar dijo...

Hola Fran. He leído tu comentario en el blog Pintar en Mallorca, soy una de las integrantes del grupo. Si alguna vez visitas Mallorca contacta con nosotros, serás bien recibido.
Tienes un blog muy interesante, te felicito por tus felices años de matrimonio. Nosotros cumpliremos 12 años en junio, también muy felices:)
Un saludo cordial, Sonia.

Militos dijo...


Querida Fran, cómo me gusta leerte esto, es un testimonio maravilloso, sobre todo porque es real, auténtico y me alegra mucho. Lo explicas tan bien porque lo vives bien.

Tú ya sabes los años que nosotros llevamos casados, más de 53 y te puedo decir que no ha sido fácil, pero siempre supimos que el amor también está hecho de espinas, como el amor de Cristo por su Iglesia, por nosotros.
Sin embargo, te puedo decir que siento que mi marido está ahora más enamorado que nunca, a veces hasta tengo que pararle los pies por pesado, jajaja.

Gracias, Fran, leerte ha sido un gustazo.
Un beso enorme.

Fran dijo...

Gracias Militos.
Siempre pienso cuánto tenemos en común.